La Comunidad de Madrid financia los tratamientos para que los enfermos crónicos dejen de fumar

Los principales beneficiarios de estas ayudas serán los pacientes con dolencias cardiovasculares.

La Consejería de Sanidad y Consumo de la Comunidad de Madrid va a poner en marcha un plan para financiar los tratamientos para facilitar a los enfermos crónicos dejar el hábito del tabaco. La iniciativa cuenta con un presupuesto de un millón de euros, que se destinará a adquirir tratamientos como chicles, pastillas y parches de nicotina, y medicamentos de terapia sustitutiva de nicotina, como el ya extendido bupropión o la vareniclina, comercializado recientemente y con grandes expectativas.

La madrileña se convierte así en la primera Administración Pública en financiar este tipo de tratamientos farmacológicos que, según los expertos, son los métodos más eficaces para la deshabituación tabáquica de los fumadores enfermos crónicos, con unas cifras de abandono próximas al cincuenta por ciento.

Enfermedad cardiovascular

En el documento científico se respalda la financiación de estos tratamientos para enfermos graves, como los que presentan dolencias producidas por el tabaquismo (EPOC o enfermedad cardiovascular) o patologías agravadas por el tabaco (asma bronquial y otros problemas respiratorios), así como a los fumadores con dependencia intensa o problemas psíquicos.

Se estima que las terapias se destinarán a un 30% de los fumadores, que reúnen estos criterios médicos y que serán incluidos en el programa de deshabituación través de la Red de Consultas de Tabaquismo, compuesta por treinta y seis centros, de los que dieciséis se encuentran en los servicios de neumología de los hospitales madrileños.

Unidades especializadas

Tras firmar el convenio con las cinco sociedades científicas más representativas en este campo, el consejero de Sanidad y Consumo, Manuel Lamela, ha inaugurado las nuevas instalaciones de la Unidad Especializada de Tabaquismo (UET) regional, que es la unidad de referencia especializada en asistir y tratar estas dolencias y coordina la Red de Consultas de Tabaquismo.

Este centro, ubicado en Madrid capital, es pionero en España para abordar el tabaquismo desde una visión integral, cumpliendo tres funciones: asistencia y tratamiento al fumador; formación del personal sanitario e investigación. Además, lleva a cabo los programas para dejar de fumar mediante un método personalizado con terapia grupal y seguimiento periódico del paciente.



Lo más destacado

Presupuesto. La iniciativa cuenta con un presupuesto de un millón de euros.

Tratamientos. El plan incluye adquirir tratamientos como chicles, pastillas y parches de nicotina, y medicamentos de terapia sustitutiva de nicotina, como el ya extendido bupropión o la vareniclina, comercializado recientemente y con grandes expectativas.