La primavera puede ser muy dura para los alérgicos en Andalucía

24-II-2010. AlergoSur informó en un comunicado de la importancia de realizar un diagnóstico y tratamiento correcto

El doctor presidente de la Sociedad Andaluza de Alergología e Inmunología Clínica (Alergosur), Javier Monteseirín, ha advertido de que la primavera puede ser muy dura para los alérgicos al polen en Andalucía, en el caso de que las lluvias den una tregua y las temperaturas sean suaves.

El especialista aclaró que "si sigue lloviendo mucho, no habrá alergias, ya que la lluvia baja el polen al suelo", de la misma forma que, aún en el caso de que dejase de llover, no habría alergia si las temperaturas "fueran muy elevadas de golpe, puesto que se secaría toda la vegetación".

AlergoSur informó según recoge la agencia de noticias Europa Press en un comunicado de la importancia de realizar un diagnóstico y tratamiento correcto, "como medidas para evitar un desarrollo más grave del proceso".

Inmunoterapia a los pacientes

A modo de ejemplo el especialista aludió a la evidencia de que si se pone una inmunoterapia a un paciente que sólo tiene rinitis, "ésta previene la aparición de un cuadro asmático en estos pacientes".

Según el especialista advirtió del "aumento cualitativo y cuantitativo" de la sintomatología en los pacientes con alergias de invierno, ácaros u hongos, por el aumento de la cantidad de estos organismos en los domicilios debido a las continuas lluvias.

Se aconsejó no acumular polvo, limpiar con aspiradoras, evitar la presencia de animales de compañía o no fumar, entre otros consejos, al objeto de evitar este tipo de patologías. Según Monteseirín, la prevalencia de esta patología continúa en expansión, hasta el punto de que "aproximadamente dentro diez años, el 50 % de la población general puede ser alérgica".


Lo más destacado

La primavera puede ser muy dura para los alérgicos al polen en Andalucía, en el caso de que las lluvias den una tregua y las temperaturas sean suaves.

Se aconsejó no acumular polvo, limpiar con aspiradoras, evitar la presencia de animales de compañía o no fumar, entre otros consejos, al objeto de evitar este tipo de patologías.