Expertos buscan combinaciones de fármacos para tratar pacientes con VIH

23-II-2010. Tras cuatro años de seguimiento los autores comprobaron que la eficacia es de casi un 90 % en todas las combinaciones

El grupo independiente de ensayos clínicos en sida de Estados Unidos ha finalizado un estudio de más de cuatro años con el objetivo de intentar definir cuál era la mejor combinación de fármacos para comenzar a tratar a un paciente con VIH-positivo, concluyendo que los inhibidores de la proteasa son tan beneficiosos como los no nucleósidos, hasta ahora considerados los más eficaces en el inicio del tratamiento.

El estudio del que informa la agencia de noticias Europa Press, contó con más de 1.800 pacientes, con una media de edad de 38 años, y utilizaron hasta cuatro combinaciones diferentes de fármacos, según los resultados que se han presentado en la 17 Conferencia sobre Retrovirus e Infecciones Oportunistas,que ha tenido lugar en San Francisco (Estados Unidos).

Eficacia del 90%

Tras cuatro años de seguimiento los autores comprobaron que la eficacia es de casi un 90 % en todas las combinaciones, con independencia del nucleósido tomado como base y el fármaco utilizado, mientras que la tolerabilidad fue también "muy satisfactoria", destacó el director del Servicio de VIH del Hospital de Chelsea y Westminster de Londres (Reino Unido), Anton Pozniak.

El jefe del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Ramón y Cajal de Madrid, Santiago Moreno, explicó que "hasta ahora no se había encontrado un fármaco de esta familia que fuera capaz de compararse a efavirenz como medicamento base en cualquier terapia de inicio". Esto entorpecía el abordaje de algunos pacientes para los que los no nucleósidos estaban contraindicados ante el riesgo de resistencias primarias, caso de las embarazadas o pacientes en tratamiento con metadona, si bien los resultados de este estudio demuestran que "si no damos una cosa podemos dar otra que cuenta con una eficacia similar.

Según Moreno "se tolera igual de bien y, en ambos casos, a largo plazo las posibilidades de inducir un problema de lipoatrofia son muy bajas". En el resto de pacientes, habrá quienes puedan empezar con uno o con otro y "en ese caso habrá que elegir".


Lo más destacado

El estudio contó con más de 1.800 pacientes, con una media de edad de 38 años, y utilizaron hasta cuatro combinaciones diferentes de fármacos.

Hasta ahora no se había encontrado un fármaco de esta familia que fuera capaz de compararse a efavirenz como medicamento base en cualquier terapia de inicio.